viernes, 2 de marzo de 2012

Spasibo Zhenya!*



Salt Lake City, USA.

Los hermanos Alejandriy discutían violentamente en la cafetería de la villa olímpica y el equipo tellnotelliano rezaba para que los jefes de misión, los chismosos o algún delegado del COI no se aparecieran y el combinado de hockey sufriera la calamidad de ver suspendidos a su entrenador y a su jugador estrella. Ambos se reprochaban la derrota en su partido debut y no temían usar malas palabras o manotearse. Los compañeros de ambos sabían de sobra que no debían meterse.

-¡Si no perdimos miserablemente, fue por nosotros que nos cansamos de tu estúpido sistema!
-Pero no ganamos porque no les alcanzó, Joachim ¡De haberme hecho caso tendríamos el partido en la bolsa! ¡Te apuesto a que los checos no habrían podido sostenerse pero quisiste genialidad y ahora estamos a un paso de ser eliminados!
-Tú no te estás matando con mis hombres.
-¡No me importa que sean tus hombres! ¡Yo los dirijo!
-¡No tienes idea de cómo es el equipo!
-El equipo es igual a su capitán: incapaz.

Joachim azotó a Thomas en una mesa y procedía a golpearlo cuando una figura delicada se interpuso.

-¡Hey! ¡Basta! ¡Tranquilos, caballeros! ... Es sólo un juego.

Zhenya Plushy exhaló como si estuviera dispuesto a correr en caso de que las cosas empeoraran. Algunos le pedían incluso que se apartara.

-Fue suficiente, todo mundo a su lugar - externó Tamara - Bien hecho, Zhenya.

Los Alejandriy se miraron agresivamente pero no pasó más. Thomas buscó la cara de Didier al comprender su error pero ésta prefirió ir por una bandeja y comer en alguna mesa lo suficientemente apartada para que el jugador no recibiera ni un gesto de reojo.

-Mal y de malas con esos dos - comentó Haguenauer al encontrarse con ella.
-Thomas es un idiota.
-Mmhh ... Ayer te veías contenta con él.
-Creí que sería diferente.
-Los hombres, los hombres ... ¿Somos decepcionantes, verdad?
-Menos cuando sólo son amigos.
-Amén por eso.
-¿Qué nos queda? Es muy difícil encontrar un buen sujeto.
-¿Te gusta ese cro-magnon?
-No mucho.. Sólo hemos convivido aquí y eso que entreno a su sobrina.
-¿Prospecto descartado?
-A pulso.

Después de degustar una generosa ensalada y un yogur, Tamara salió a pasear por la villa y a buscar a Verner, quién con toda seguridad tendría una fuerte resaca. Algo había en la ciudad que no le llamaba la atención y si caminaba, la gente la detenía para la foto y para preguntarle la razón por la que no estaba compitiendo. Otros le aplaudían el trabajo que realizaba con Tomos al tiempo que le decían que tampoco lo habían visto y que lo felicitaban mientras dejaba que se escurrieran las horas.

Paradójicamente, ella se sentía extremadamente feliz. Conforme las pruebas iban cerrando actividades, se encontraba con que los espacios se encontraban vacíos y le encantaba meterse a la pista a contemplar los aros olímpicos y practicar sus movimientos en plena madrugada. Aunque cayera sin cesar, ella a menudo gritaba:

-"¡Tamara Didier lo hizo de nuevo!" "¡Otra actuación conmovedora!" "¡Ella es la campeona del mundo!" "¡Didier es la primer francesa en conseguir el título de campeona olímpica!"

Y acto seguido, ensayaba sus agradecimientos como cuando era niña. Era una costumbre que extrañaría pronto. El silencio, sus fantasías.. Al fin había pasado varios días sin pensar en Gwendal aunque él fuera quién contestara cada que llamaba a los Liukin para saber si seguían cuerdos.

-Ya encontré a Tomos, está borracho en un bar aquí cerca - pronunció Zhenya - ¿Qué haces aquí?
-¿Qué haces tú aquí?
-Regresé de la fiesta y vi cuando te metiste.
-Creí que nadie lo sabría... En fin, regañaré a Verner más tarde, ya fue demasiado.
-Jeje, es que aún no lo puede creer.
-Los jueces le regalaron.
-No es cierto. Lo que hizo Tomos fue asombroso ¿Cómo rayos lograste que dejara de ser mediocre?
-Ni idea.
-Un poco más y me quita la plata.
-¡Eso nunca habría pasado!
-Pues con los señores de las calificaciones nunca se sabe y antier fueron muy duros.
-Fuiste el mejor y te merecías el primer lugar. Te robaron, Zhenya.
-Esas cosas pasan.
-Cuando los jurados no son creíbles.
-¿Nunca estás contenta, verdad?
-¡Por Dios! ¿Verner en el podio contigo?
-Los milagros olímpicos, mujer. Esos le tocan a cualquiera y tú ya tienes un bronce como entrenadora. Tus bonos suben.
-Es una locura.
-Gritaste más fuerte que tu chico cuando supiste que esa medalla es suya.

Zhenya rodeó a Tamara con su brazo y se acostaron el el hielo.

-No todos cumplimos nuestros sueños, amigo.
-Lo sigues intentando.
-No es suficiente.
-Puedes hacer tus combinaciones triple - triple. Ayer le explicabas a Irina como hacerlas.
-Mis rodillas no me sostienen y lo de Astroskaya es porque quiere saltar así en el programa largo.
-Ah claro.
-¿Porqué el sarcasmo?
-Oí que te pidió que la entrenes para la próxima temporada.
-¡Jajajajaja!
-Tarasova ya no es una opción para ella y Mishin sólo quiere quedarse conmigo.
-Espero que no abandone a Lena.
-Muy tarde. Después de marzo adiós contrato porque no lo renovaron.

Ambos quedaron de frente, recargados en su costado.

-Spasibo, Plushy.
-¿Por?
-Apoyarme cuando quedé ciega y buscarme trabajo.
-¿Qué no haría por ti?

Ambos se observaron un minuto y después volvieron a colocarse boca arriba.

-Hay algunas cosas que no te he dicho.
-¿Qué será?
-La primera es que recuperé la vista.

Zhenya la estrechó al punto de quedar encima.

-Es temporal, no te emociones.
-¿Porqué no? Aunque sea por poco tiempo es maravilloso.
-Si tú lo dices.... Ahora va la segunda.
-¿Otra buena noticia?
-Lo de Gwendal ya terminó.

Plushy se posicionó al lado izquierdo.

-¿Eres libre?
-Ahora sí.
-¿Cuál fue su razón?
-Está enamorado de mi mejor amiga.
-¿Ella le corresponde?
-Judy está loca por él.
-¿Qué sientes?
-¡Se me hizo tan injusto! ¡Ella! ¡¿Qué rayos le vió a ella?! ¡Está casada! ¡Casada!
-Eso no tiene que ver.
-Lo sé.
-Déjalos vivir.
-Ese no es problema.
-¿Entonces?
-Antes de olvidarlo para siempre y sentirme idiota ...
-¿Eso es humor?
-Sí.
-Continúa.
-Quiero entender porqué sucedió.
-No .. Eso es otro mundo, es mejor no meterse.
-Es que.. Te explico: Judy conoció a Jean Becaud y se casaron. Él es su héroe y un patán, cosa que me importa porque realmente la quiero y ella era tan dichosa... Hasta que le presenté a Gwendal y ¡Bam! Enamorados.
-A veces un héroe y estar feliz no es suficiente.
-¿Bromeas?
-No, sólo digo los hechos. Piénsalo .. O pregúntales.
-No haré eso.
-El amor es complicado y retorcido.
-Al menos puedo ir quitando candidatos de la lista como Thomas Alejandriy.
-¿Él?
-¡Caíste en lo que me cuestionabas!
-Ya lo dije, ni modo.
-Mejor me pongo a practicar antes de que mis rodillas de gelatina se atrofien más.
-Lo lograrás.
-Gracias
-Pero grita que eres la campeona.
-¡Ah!
-Te oí. Yo hacía lo mismo y gracias a los jueces tengo cuatro años para soñar con el oro.
-Serás el campeón olímpico la próxima vez.
-Y espero que me observes.

Inmediatamente después de incorporarse, Tamara reanudó sus ejercicios y Zhenya permaneció a su lado dándole consejos hasta mediodía, hora en que Didier determinó que Verner debía parar su fiesta y volver a entrenar.

*Spasibo (спасибо): Forma en ruso de decir "gracias"

Carolina Kostner Montage 'Perfect'  en Vimeo. y en su versión original en Youtube dando clic aquí.
El video es de la autoría de Silvia Granata.


No hay comentarios:

Publicar un comentario